¿Es realmente malo el CrossFit para salud?



Desde hace un tiempo el CrossFit suena en boca de muchos aficionados, la mayoría hace creer a la gente que este deporte es la mejor manera de mejorar la condición física de nuestro cuerpo. Lo cierto es que el mundo o gran parte de él no sabe que su origen es militar, este tipo de entrenamiento ha traído un sin número de lesiones a los que le practican.

La moda de ahora se ha convertido en hacer series y repeticiones en cantidades industriales, seguido de muchos ejercicios compuestos, con peso, sin peso y sin ningún tipo de orden para hacerte vomitar. Aun así ¿Crees que es la mejor manera de realizar ejercicio? La verdad es otra y hoy estamos a punto de revelártela.

EL Crossfit: Ventajas y desventajas

Crossfit

Llevar nuestro cuerpo al límite tiene sus ventajas, como también las consecuencias, una de las principales ventajas es sin duda el aumento del metabolismo basal, pero de la mano también va el aumento del cortisol, la hormona del estrés que provoca catabolismo muscular y por ende una atrofia que no queremos sufrir ninguno de nosotros

El secreto está en encontrar el equilibrio, quizás para la gran mayoría el equilibrio consiste en descansar 3 minutos y realizar series de fuerza 8 a 12 repeticiones, pero la verdad es que existen varios tipos de entrenamiento a los cuales el cuerpo puede adaptarse, ciertamente y aunque no lo creas Crossfit puede llegar a ser uno de ellos si lo ejecutas adecuadamente.

Tipos de entrenamiento

Crossfit

En el entrenamiento anaeróbico existe el básico, un entrenamiento dividió o como muchos le llaman, la Rutina Weider, la cual consiste en entrenar 2 músculos o 1 al día con descanso entre series. Existe el entrenamiento Full Body, o la rutina FB como muchos le llaman, la cual combina 2 ejercicios de cada músculo para ser entrenados en un solo día.

Luego está el ejercicio anaeróbico, de alta, media y baja intensidad, hay un debate muy fuerte por cual es mejor, al igual que en los ejercicios con pesas, pero lo cierto es que todos son completamente funcionales y adaptables a cualquier cuerpo según los objetivos de cada persona. Entonces ¿Dónde queda el CrossFit?

CrossFit: un arma de doble filo

Si nos ponemos a pensar detenidamente, el CrossFit puede llegar a ser 2 funciones a la vez, una gran arma para quemar grasa y otra para aumentar músculo, ya que es un ejercicio de alta intensidad que exige fuerza y a su vez una gran cantidad de oxígeno en nuestros músculos. Pero lo malo, es que si nos llegamos a pasar de la raya, podría llegar a provocar el efecto contrario en nosotros.

Hoy en día el 90% de las personas que practica CrossFit tiene de 3 a 4 lesiones cada 1000 horas de entrenamiento, esto se debe a un asesoramiento muy malo por parte de los “instructores” los cuales te cobran un ojo de la cara por una suscripción en un lugar que tiene menos recursos que un gimnasio.

¿Entonces? ¿Cómo saber cuál es mi límite al hacer CrossFit? Simple, ponte el límite tu mismo, no dejes que otra persona te imponga cuanto y cuantas cosas que debes hacer, ya que puede traerte problemas serios a tu salud. Considera los ejercicios que un instructor te manda para tu rutina como la base de la misma, series y repeticiones, como también los circuitos quedan a tu consideración, eso sí, tampoco le hagas con poca intensidad ¡Sino será trampa!

Tu comentario